La Comisión de Gobierno en la ALDF debe ser rotativa: Moguel

Réplica en Medios

25 junio,2015

El Sol de México

 

Ciudad de México. Ante una VII Legislatura en la Asamblea Legislativa del Distrito Federal (ALDF) sin mayoría absoluta de ninguna de las fuerzas políticas, Oscar Moguel opinó ayer que la Comisión de Gobierno de esa Legislatura debe ser rotativa entre las fuerzas políticas más representativas, en turno conforme a su mayoría, a fin de fortalecer el ambiente democrático hacia su interior.

Sin embargo, el asambleísta del Movimiento Ciudadano consideró que los habitantes de la Ciudad de México deberán ser los más beneficiados frente a los complicados y difíciles trabajos de la VII Legislatura.

Afirmó que los próximos legisladores tienen la oportunidad de presentar iniciativas y puntos de acuerdo que surjan de las raíces ciudadanas y no detrás de un escritorio, para su análisis y aprobación en las diversas comisiones y posteriormente sometidas a discusión y votadas a favor en cada una de las sesiones plenarias.

Planteó que los intereses de la ciudadanía estarán mejor representados ante la pluralidad de las fuerzas políticas que conformarán la ALDF, porque a partir del primer día de sesiones debería haber un solo color, frente y voz.

Los retos de los próximos asambleístas y jefes delegacionales tendrán que escuchar, atender y resolver los reclamos de los ciudadanos, sin distinciones de filiación o preferencia política, dijo.

Se trata de una oportunidad para que los ciudadanos dejen de ser rehenes de la partidocracia y de una excesiva burocracia, que de no erradicarse podrán en riesgo los logros alcanzados en los últimos 18 años de gobiernos progresistas.

Reconoció que existen problemas en materia de movilidad, carencia de servicios de agua y drenaje, de seguridad pública, de limpia, de vialidades que permitan un tránsito seguro, además para restaurar el deteriorado tejido social, por lo que se deberá legislar y administrar sin distingo alguno.

Calificó de saludable para la vida democrática de la ALDF los pesos y contrapesos, en los que prevalezca la inteligencia legislativa y los equilibrios se fomenten a partir de análisis a fondo de cada uno de los problemas que aquejan a la comunidad.

Finalmente, la asamblea deberá impedir actos de corrupción, mediocridad administrativa, descuido hacia las demandas de la gente como interlocutor de la sociedad ante las autoridades que se refleje en las calles.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.