Ricardo Monreal: Redes sociales, las nuevas autodefensas

Réplica de Medios

Medio: ADN POLÍTICO

Autor: Ricardo Monreal Ávila

En medio de la inseguridad y el temor que viven en estos días, los tamaulipecos han encontrado una forma de autodefenderse y proteger sus vidas y bienes.

A pesar de que el artículo 18, fracción VII, de su constitución local señala como “obligación”  de sus habitantes “tomar las armas en defensa del pueblo en que vivan cuando éste fuere amagado por partidas de malhechores, acatando las disposiciones que al efecto emanen de la autoridad local”, en los últimos días, los tamaulipecos han optado por hacer de las redes sociales su mejor arma para defenderse y prevenir a la población de los enfrentamientos.

Cual corresponsales de guerra, tirados en el piso de sus autos, detrás de las puertas de establecimientos comerciales o al fondo de un edificio público, los ciudadanos de inmediato “corren la voz” de los acontecimientos que presencian.

La página más acreditada se llama “Valor por Tamaulipas”. Es tan efectiva que es el único medio que no han podido acallar, controlar o amordazar los grupos criminales en conflicto. Allí encuentra el lector un seguimiento casi en vivo de textos e imágenes enviados por los propios testigos presenciales de los hechos. Hasta la policía local sigue esta página para ubicar los puntos de riesgo, cuando decide enfrentarlos o rehuir del lugar.

Hace unos días apareció el siguiente mensaje en un puente peatonal de la avenida Hidalgo, el cual fue subido después a la redes: “600 000 mil pesos, para el que aporte datos exactos del dueño de la página Valor por Tamaulipas o en su caso familiares directos ya sean papás, hermanos, hijos o esposa. Esto es solo libre expresión, pero a cambio de eso un buen dinero por callarle el hocico a culeros panochones como estos pendejos que se creen héroes. Absténganse de hacer mamadas, aprecien la vida de sus seres queridos. La información será confidencial y con la certeza de que el dinero, si la información es correcta, se entregará a la persona que aporte los datos exactos del héroe panochón tamaulipeco o familiares” (sic).

Además de esta página, los colectivos de whatsapp son otro medio muy efectivo de alerta y prevención. Por ejemplo, unos amigos del puerto de Tampico me dieron de alta en uno de ellos, donde me informo al momento, en la Ciudad de México, de los acontecimientos. Expongo algunos de estos mensajes de los últimos días:

“Aduanal de Altamira alerta de la llegada de 30 camionetas con hombres armados en la madrugada de hoy. Vienen de Reynosa a reforzar la plaza para el comandante Chive. Se va a poner feo mañana” (mensaje del miércoles).

“Ayer la empresa donde trabaja mi hija recibió llamada de extorsión y dos negocios de la planta baja cerraron la semana pasada por lo mismo”.

“En la colonia Smith a un lado de la familia de mi hermana, rentaban una casa unos malandros. Les cayeron los federales en la madrugada y se armaron los balazos. Los chavos de la casa contestaban con granadas. Eran chavos y chavas. Ahorita los federales están vaciando la casa. Al parecer mataron a todos”.

“Estoy en Altamira. Bloqueos por todos lados. Tengan cuidado” (jueves a las 15:06 horas).

“Quemaron un tráiler por acceso al Puerto de Altamira. Ya están desbloqueando algunos puntos”.

“Acabo de pasar por allí, los interceptó el ejército frente a Maseca. Los abatieron a todos”.

“Confirmando, el abatido es J2, comandante Chive, junto con sus sicarios, y el único detenido es el comandante 23”.

Media hora después: “Ningún detenido, todos abatidos”.

Vaya si saben informar las redes sociales en Tamaulipas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.