VISIÓN Y POSICIÓN DE MOVIMIENTO CIUDADANO EN TORNO AL PROYECTO DE REFORMA FINANCIERA PROPUESTO POR EL EJECUTIVO FEDERAL

Las mexicanas y los mexicanos merecen información clara y precisa sobre los efectos que tendrá sobre su vida cotidiana, sobre su patrimonio y ahorro, la Reforma Financiera que está en puerta. En este contexto manifestamos:    

 

  1. El sistema financiero del país fracasa día a día en reactivar nuestra economía  y el mayor costo lo pagan los usuarios de los servicios financieros. Se requiere de un compromiso legislativo para que la reforma no dañe la dignidad, la economía familiar y el bienestar de los mexicanos.

 

  1. Es necesario equilibrar los derechos de las instituciones financieras con los derechos de los ciudadanos.

 

  1. La reforma debe regular la especulación bancaria y bursátil y apoyar a la clase media y de bajos ingresos, que hoy tiene ante sí crédito caro y escaso.

 

  1. La iniciativa defiende los derechos corporativos por encima de los derechos ciudadanos. Esta desigualdad debe ser corregida.

 

  1. Se debe transformar el modelo económico para reactivar la economía a través del crédito.
  2. La economía no crece, es mínima la creación de empleos y se deteriora la calidad de vida de los ciudadanos. La reforma financiera no tiene respuestas ni soluciones para combatir estos males.
  3. Se requieren más empleos con mejores salarios,  en vez de fortalecer a los bancos para que cobren más intereses de forma leonina.

 

  1. El país requiere mecanismos financieros que garanticen una mejor  distribución del ingreso; sobre todo, de oportunidades con impacto efectivo en el bienestar de la población.

 

  1. Se deben impulsar políticas que aumenten los ingresos de ciudadanos y  empresas,  para asegurar el reembolso de los créditos.

 

  1. La reforma no fortalece la capacidad de pago de los usuarios; por el contrario, otorga más derechos a las instituciones financieras para recuperar los préstamos.

 

  1. Con sus nuevas regulaciones, la reforma propuesta pretende implementar acciones en detrimento del usuario de los servicios financieros.

 

  1. La reforma está diseñada para apoyar a los bancos grandes y garantizarles el cobro oportuno de intereses y del principal.

 

  1. La reforma determina el endurecimiento de garantías de pago para los consumidores y hace más difíciles los requisitos y condiciones para acceder al crédito.

 

  1. Se refuerzan figuras penales que garantizan a los bancos la recuperación del valor de su crédito. Esta medida viola derechos humanos fundamentales consagrados en la Constitución.

 

  1. La reforma señala que se fortalece a la Condusef, pero no establece mecanismos claros que sancionen los abusos de los bancos.

 

  1. Históricamente está demostrado que los grandes rescates financieros de los bancos se realizan a expensas de la calidad de vida de la sociedad.

 

  1. La iniciativa no fomenta la competencia equilibrada en el sector financiero, sobre todo entre grandes instituciones extranjeras y las medianas y pequeñas instituciones financieras mexicanas, para reducir las tasas de interés.

 

  1. Es necesario que las instituciones financieras nacionales tengan acceso a un fondeo más competitivo, como el que la Banca de Desarrollo brinda a los bancos extranjeros; así ofrecerían servicios y productos más baratos a los usuarios.

 

  1. La piedra angular de la economía es el derecho al trabajo y al salario justo. Estos temas están ausentes en la iniciativa. Por el contrario, legisla a favor de los bancos y contra los ciudadanos.

 

  1. La reforma pretende consolidar la protección del dinero de los grandes corporativos en detrimento del bienestar ciudadano. No hay duda de que, en los términos de esta reforma, el crédito no crecería en un mercado altamente monopólico.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.